Es una situación Situación

Aunque quiero ser un buen padre, me resulta casi imposible no discutir con mis hijos

95 visualizaciones 95 Visualizaciones
¿Qué te proponemos en esta situación?

Una propuesta que te ofrecemos para reflexionar sobre la situación que tienes en tu vida

¿Has tomado un momento para ti hoy?

Antes de continuar, date un momento para respirar profundamente. Si es posible, cierra los ojos y realiza tres respiraciones profundas. Imagina con cada inhalación cómo la calma fluye hacia tu interior y, con cada exhalación, cómo liberas el estrés y la tensión.

1.¿Te sientes capaz de superar esta situación por ti misma/o?

  • Si tu respuesta es “si”, sigue adelante y explora los recursos y herramientas para ampliar tu comprensión y perspectiva [Están bajo, pulsa aquí]
  • Si sientes que no puedes sola/o, es un acto de valentía reconocerlo. Te ayudamos a encontrar un profesional que te acompañe [Escríbenos aquí].

2.¿Hay algo en tu situación actual que estés evitando enfrentar o aceptar?

  • ¿Hay algo en tu situación actual que estés evitando enfrentar o aceptar?. Puede ser algo que no has querido o podido reconocer, pero que es crucial para avanzar. Por ejemplo, reconocerse en una situación de vulnerabilidad o admitir un sueño aún no perseguido. Aceptar nuestra realidad es el primer paso hacia la liberación y la toma de decisiones conscientes sobre nuestro futuro.

3.¿Puedes identificar alguna decisión importante que has postergado?

  • Ya sea por miedo, indecisión o cualquier otra razón. Recuerda que decidir es ejercer tu poder personal y el primer paso hacia el cambio. Tienes el derecho de vivir una vida plena y tomar decisiones es fundamental para dirigirte hacia donde deseas estar. ¿Qué te detiene?
Explicación de la situación

Una explicación de la situación para tener una perspectiva general

Uno de los roles más desafiantes pero gratificantes en la vida es ser padre. En la práctica de la paternidad, uno de los dilemas más comunes que enfrentamos es "Aunque quiero ser un buen padre, me resulta casi imposible no discutir con mis hijos". Esta situación puede generar frustración y un sentimiento de inadecuación, pero es importante entender que es una experiencia común y que es parte del proceso de autoconocimiento.

En primer lugar, es importante reconocer que la discusión en sí misma no es necesariamente negativa. A veces, discutir puede ser una forma de comunicación que permite expresar y confrontar diferentes puntos de vista. Lo que puede ser perjudicial es cómo se manejan estas discusiones, y si se convierten en conflictos destructivos en lugar de constructivos.

Preguntas para esta sitaución
Preguntas para esta situación

Preguntas habituales en esta situación. Haz la que te preocupa a tí

Pregunta lo que te preocupa. Los profesionales te contestarán.

Profesionales que ayudan en esta situación
Profesionales

Profesionales especializados que te pueden acompañar

Si quieres puedes solicitar acompañamiento a la fundación y te ayudamos a encontrar un profesional que te acompañe en esta situación

Recursos que ayudan en esta situación Recursos

Si quieres que te busquemos recursos útiles para conocerte si estás atravesando esta situación déjanos tu email en el formulario de solicitar recursos y te los enviaremos en unos días sin falta

Comentarios de esta situación
Comentarios · 1

Comenta con otras personas de la comunidad o comparte tu experiencia para enriquecernos juntos.

Imagen de perfil del usuario registado
Imagen de avatar de Pau Ferri Aracil
Pau Ferri Aracil hace 7 meses
Profesional verificado

En ocasiones, la vida nos lleva a situaciones donde nos encontramos en un conflicto interno. Un conflicto donde nuestro amor y nuestro deseo de ser buenos padres parecen chocar con la realidad de nuestras interacciones diarias con nuestros hijos. Queremos ser padres comprensivos, amables y firmes, pero a veces, las discusiones y los desacuerdos parecen ser la norma más que la excepción.

Si te encuentras en esta situación, es importa
...